archivo

Arquitectura vernácula en el mundo

Hoy celebramos un año de vida y lo hacemos con un centenar de posts. Os agradecemos vuestras visitas (casi 20.000), vuestras suscripciones (15 vía mail y otras tantas por canales rss), vuestros comentarios (23) y mails de apoyo (incontables) y sobre todo os agradecemos vuestra confianza.

Esperamos que 2010 sea igual de prolífico en noticias sostenibles, cursos, eventos… y sobre todo, esperamos que esté lleno de buenas ideas y proyectos.

¡¡Nosotros os lo seguiremos contando!!

Fabricación de bloques de adobe

La construcción con Tierra está en pleno auge, pero la técnica que se utiliza actualmente es todavía desconocida para muchos.

Os dejamos una copia en pdf del libro Building with Earth de Gernot Minke. En él, se hace un repaso a los sistemas constructivos con barro a lo largo de la historia y se explican varios de los que se utilican en nuestros días. Dibujos,  fichas técnicas, procesos, bellas imágenes… ¿Qué más se puede pedir?

Descarga tu backup en inglés o en español.

A la vuelta de vacaciones nada mejor que hacer balance de lo visto y aprendido. Si el viaje recorre los valles y pueblos recónditos del Alto Atlas, el aprendizaje tiene mucho que ver con la cultura y la arquitectura de la piedra y el barro.

El periplo, con final de altura, nos condujo por los remotos valles de los ríos Aougdaln-Bouidorene y Assif n’Issougouane, a través de pueblos bereberes como el turístico Imlil o la fascinante y apartada aldea de Tizi Oussem.

El primer contacto con la arquitectura del barro no pudo ser más revelador. En las aldeas del valle del Assif n’Issougouane, camino de Tizi Oussem, la forma en que la tierra se hace arquitectura nos sorprendió a todos, expertos y profanos, por igual. Es difícil describir la estampa, y más aún la sensación que produce topar de pronto con la arquitectura en su esencia más pura. Los pueblos nacen de la montaña, se esculpen con sus piedras y su tierra. La tierra que allí estaba, allí se queda. El colorido da buena fe de ello. Y sobran las palabras.

atlas 1

Tras un tremendo aguacero, la arcilla. Paisaje y arquitectura se funden más si cabe y la sensación visual es casi irreal: nos cuesta distinguir el barro libre del esculpido. Comprobamos que ante la adversidad climatológica, el sistema constructivo funciona: muros de tapial de unos 40 cm, cubiertas planas con estructura de madera sobre las que se asienta una primera capa de paja, y sobre ésta, unos 15 cm de barro apisonado cuyo  perímetro se remata con piedras de mediano tamaño. Tras el chaparrón, no obstante conviene reparar los pequeños desperfectos. Mujeres llenas de color suben a las cubiertas y recolocan la tierra evitando así cualquier posible acumulación de agua y por tanto las goteras. Tras la faena se visitan y en su acto cotidiano convierten en transitables las cubiertas aterrazadas. Toda una lección de modernidad anclada en el pasado.

DSC01016

DSC01005

A medida que nos adentramos en el valle, el tapial cede paso a los muros de piedra, aunque en muchas ocasiones se mantienen los recubrimientos de arcilla. Las cubiertas siguen siendo planas, y el sistema constructivo, el mismo: estructura de madera, paja, arcilla y piedras rematando el perímetro. La arquitectura concebida hace cientos de años sigue presente y sigue funcionando en el valle de Assif n’Issougouane.

DSC01025

No sucede lo mismo sin embargo en el Valle de Imlil. El turismo ha traído consigo una devastadora modernización de los sistemas constructivos. El tapial ha cedido paso paulatinamente al hormigón y a los bloques prefabricados, y la tradición del barro apenas se mantiene. Un auténtico desastre culturalmente hablando, pero también desde el punto de vista meramente constructivo: las estructuras no están diseñadas ni calculadas, y mucho menos bien ejecutadas: luces imposibles, apoyos temerarios, cantos inverosímiles, secciones impensables, armaduras al aire, bloques de hormigón prefabricado tomados con arcilla…

¿Qué ha sucedido? En vez de aprender de ellos, de su respeto al medio ambiente, de su integración en el paisaje, de la forma en que aprovechan lo que tienen a su alcance, les hemos enseñado las bondades del hormigón sin advertirles de sus limitaciones y sus deficiencias.

Medio mundo ha transmitido, tal vez sin querer, el mensaje de que el hormigón es el mejor sistema constructivo, casi el único, al usarlo indiscriminadamente en nuestras viviendas y ciudades. Y el otro medio lo ha asumido con el tiempo, tarde, y precisamente ahora que nos empezamos a dar cuenta de que la vuelta a lo vernáculo puede ser la solución a los problemas que nosotros mismos hemos generado. Ellos aprenden cuando deberían enseñar. Aún pueden hacerlo. Aprendamos algo.

Hace ya un tiempo que pusimos en marcha la sección del consultorio, pero hoy os lo queremos recordar.

Si deseas realizar una consulta sobre arquitectura ecológica y bioclimática, no lo dudes, estaremos encantados de ayudarte de manera desinteresada. Mándanos un e-mail a contacto@fopestudio.com y te responderemos encantados.

plano 1 a1

_ Si estás buscando un solar y quieres conocer sus posibilidades bioclimáticas (orientación, inclinación, vientos)
_ Si vas a comprar una vivienda y quieres conocer su grado de eficiencia energética.
_ Si quieres reformarla con materiales ecológicos.
_ Si vas a construir tu propia casa y quieres que sea bioclimática.
_ Si quieres saber algo concreto que no hemos tratado aún en el blog.

Mucho se ha hablado sobre la posibilidad de construir en altura usando como material estructural la tierra. Dudas sobre la ausencia de normativa, de ensayos que verifiquen resistencias, problemas con el agua…

Basta con mirar al siglo XVI para ver los primeros ejemplos de viviendas en altura en la ciudad de Shibam (Yemen), levantados con ladrillos de barro secados al sol durante 3 días. Un ejemplo de ingenio, pues todo fue fruto de la necesidad. La ciudad intramuros se llenó y tuvieron que comenzar a crecer en altura para dar protección a todos sus habitantes. Y poco a poco llegaron a las 9 alturas. De esta manera se ganó el merecido sobrenombre de Manhattan del desierto.

Para solventar el gran problema de las construcciones en barro: el agua, utilizan un recubrimiento de barro en las plantas centrales y otro de cal en las plantas inferiores y superiores. Este último hace que se produzcan unos reflejos místicos vistos desde el desierto.

En la actualidad, son muchos los que reclaman la vuelta a lo natural, a los materiales del entorno y a aprovecharse de las excepcionales características que nos ofrecen. Quien no recuerda el fresquito que hacía en verano en la casa del pueblo de sus abuelos… ¡Por algo será!

[ Cuándo ]
Mejor en Primavera y Otoño
[ Dónde ]
Shibam. Yemen (mapa)

Si te ha interesado esta información aquí encontrarás más

[ Cuándo ]
25 y 26 de septiembre de 2009
[ Dónde ]
Cuenca de Campos. Valladolid.

La arquitectura vernácula o tradicional, considerada como patrimonio cultural de una sociedad, es el sujeto del Congreso de Cuenca de Campos. Esta arquitectura es extremadamente frágil en nuestra comarca, al estar constituida por tierra, que se desmorona y deshace con la lluvia. En esta zona, Tierra de Campos, el barro, la tierra, es protagonista de las edificaciones en sus diferentes modalidades (adobe, tapial, trullado). El propósito de este VI Congreso de Cuenca de Campos es poner en valor esos edificios, difundir sus cualidades, favorecer su conservación.

La cambiante situación económica y la profunda crisis que se está viviendo es un acicate para investigar sobre los sistemas de construcción más económicos, desde un punto de vista monetario, más sostenibles, desde un punto de vista medioambiental. En este contexto la arquitectura vernácula o tradicional ha de servir de modelo para las nuevas edificaciones, pues se caracteriza por poseer las dos cualidades de económica y sostenible.

El enfoque del Congreso es interdisciplinar, de manera que arquitectos, historiadores, arqueólogos, geógrafos, restauradores, gestores y directivos de las empresas constructoras, son llamados a dar su opinión y a relatar sus experiencias, como un medio de difundir la arquitectura tradicional, su valoración, su protección, su conservación. Se pretende no excluir a ningún agente que se interesan por el patrimonio construido en tierra, para que, a través de las distintas experiencias, se pueda mejorar la conservación y la nueva construcción de los edificios en tierra.

Si queréis información sobre cómo inscribiros, sobre la cuota de inscripción o sobre cómo participar en el Congreso en calidad de ponentes, podéis encontrarla aquí.

Podéis consultar el programa de la edición de 2009 aquí.

[ Fuente ] Lista de correo de Arqui-Tierra.

Timbuctú, apodada «la de los 333 santos», surge de las arenas del desierto como una ciudad de calles arenosas y edificios de barro. Tres de las más antiguas mezquitas en Africa Occidental se encuentran ubicadas allí Djingareyber, Sankore y Sidi Yahya

timbuctu

Desde el punto de vista constructivo los artesanos de la ciudad operan con una técnica diferente a la utilizada en Djenné y otras ciudades de la región. El bloque de Timbuctú incorpora al mortero de barro y yeso, un núcleo de piedra picada que aporta mayor coherencia y resistencia a la pieza de barro.

Tal y como ocurre en Djenné, los edificios se retocan anualmente. En el mantenimiento de los edificios de barro participa toda la comunidad, desde niños a ancianos, en una gran fiesta en la que todos aportan algo a la tierra, cada uno en la medida de sus posibilidades.

La desertización y la acumulación de arena traída por el viento seco “harmattan”, destruyó la vegetación, el abastecimiento de agua y muchas estructuras históricas de la ciudad. A raíz de su declaración como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1988 se han desarrollado programas para conservar y proteger la ciudad del avance de las arenas del desierto.

Alguna de estas iniciativas, como la de la profesora africana Wangari Maathai, fundadora de The Green Belt Movement y premio Nobel de la Paz en 2004, impulsan la plantación de árboles a través de la campaña mil millones de árboles como medida contra la desertización, no sólo en Malí, sino en todo el mundo.