La apuesta sostenible de la EMVS

El jueves pasado conocimos de la mano de Juan Armindo Hernández Montero, Director de Proyectos de Innovación Residencial de la EMVS, las últimas actuaciones de la empresa en materia de sostenibilidad aplicada a la promoción de VPO.

La ponencia, como parte del programa del curso Diseñar y Construir lo Sostenible, tuvo como principal objetivo dar a conocer la actividad de la empresa a través de sus últimas actuaciones en San Francisco Javier, Nuestra Señora de los Ángeles, Plata y Castañar, La Rosilla y Barrio del Aeropuerto.

Su labor, arranca en algunos de estos proyectos, de la revisión del Planeamiento. Este es el caso del Barrio del Aeropuerto, en Barajas, proyecto en el que se plantea una reconstrucción completa del barrio. Una mala ordenación, (orientación este-oeste de las edificaciones, escasas zonas verdes y dudoso aislamiento del ruido frente a la vecina Autovía de Zaragoza), hizo que la remodelación sostenible del mismo pasase por una reestructuración del Planeamiento Urbanístico. Las principales actuaciones consistieron en reorientar las parcelas al sur, aumentar la altura de las edificaciones para lograr mayor superficie de espacios verdes y liberar de edificaciones la superficie ocupada por un antiguo arroyo permitiendo la recuperación del mismo y evitando la aparición de humedades en sótano en las construcciones futuras.

A estos puntos de partida, se sumarán las estrategias sostenibles que la EMVS recoge en los pliegos de condiciones técnicas de todas sus promociones: uso obligatorio de calderas de condensación, aprovechamiento de la energía solar térmica y en este caso, el uso de pilas de combustible alimentadas por el biogás procedente de Valdemingómez, inyectado a través de la red de Gas Natural, merced a un acuerdo logrado con la compañía.

Además de pasear por estas nuevas actuaciones de la EMVS, Juan nos invitó a conocer el emblemático Edificio Sunrise, premiado por el CSCAE en el concurso SICE!08, y que seguro que más de uno ya conoceréis.

Edifico Sunrise

Entre las principales estrategias de sostenibilidad aplicadas al edificio se encuentran las siguientes:

– Rotura de la manzana, para conseguir ventilación en el patio central.

– Arbolado en el interior de patio como elemento pasivo de refrigeración.

– Diseño de las fachadas en función de su orientación. Así, la fachada sur se abre para captar la radiación solar en invierno, pero a la vez se dota de sistemas de protección solar (segunda piel de celosías metálicas correderas) para evitar el soleamiento excesivo en verano y no comprometer la privacidad de las viviendas. En la fachada norte, en cambio, se disponen pequeños huecos para evitar las pérdidas del calor acumulado.

– Uso de chimeneas solares para ventilación de las viviendas.

– Impulsión de la sostenibilidad social a través de la inclusión en el patio de manzana de una pequeña edificación destinada a uso colectivo.

Podéis ver un video del edificio comentado por Carmen Amorós, técnico de la EMVS, pinchando aqui.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: